jueves, 7 de julio de 2011

Inspiración

Mis pininos con el ganchillo se remontan a hace varios años, cuando mi madre me empezó a enseñar las puntadas básicas, a pesar de que yo no estaba muy convencida de que aquella actividad me fuera a gustar. Así como su madre hizo con ella, mi mamá me enseñó pacientemente a pesar de que yo, al igual que ella a mi edad, al inicio no me mostré muy entusiasmada con la idea de aprender a hacer nudos con una aguja.

Sin embargo, con el tiempo mi percepción hacia este arte manual cambió, a tal punto que por iniciativa propia tejí un gorrito para un recién nacido hijo de una conocida de mi mamá y elaboré una cartera que me quedó un poco ancha por algunos lados y que al final deshice porque dejó de gustarme.

Mi delirio con las carteras de lana fue efímero y pasajero, ya que no me gustó la poca rigidez que ofrece el hilo y la lana para la confección de bolsos, por lo que últimamente me he decantado por la elaboración de bufandas en telar (debo admitir que me quedan bastante bien) y por la confección de una cobija completamente tejida.

Si bien es cierto hace varios años abandoné mis intentos de elaborar una cartera tejida, sigo admirando las maravillosas creaciones de artistas del ganchillo que saben hacer lo que a mis ojos a veces parece imposible, tal es el caso de las artistas que han elaborado los artículos que les presento a continuación y que podrán encontrar a la venta en Etsy: