miércoles, 26 de mayo de 2010

¡Hola a todos!
Soy de ese tipo de personas que cuando toca una computadora, dos cosas pueden pasar: Probablemente la "compu" empezará a ser más lenta de lo usual o terminaré enredándome y no sabiendo qué hacer ante el dichoso aparato. Siempre he admirado a esa gente que sabe utilizar muy, pero muy bien los recursos tecnológicos. En pleno siglo veintiuno y siendo parte de la generación de los portentos tecnológicos y de las adicciones al chat, al internet y al messenger, soy una excepción. Bueno, he de admitir que adicta al Internet sí soy un tantito, pero en cuanto a mis destrezas con la computadora estoy hecha un desastre y por eso he decidido abrir este blog. Tal vez en el camino aprenda un poco a congeniar con el "monstruito" de las teclas y la pantalla que cada día me roba un poco más de vista. Y como el blog es un espacio de expresión muy, pero que muy libre y en el que hay que escribir continuamente ("like a diary") he decidido escribir de lo que nunca me falta inspiración: de mis hobbies, de los sitios web que más me gustan, de los datos curiosos que siempre se nos tropiezan por el camino...
Así que, amigos y amigas, hoy queda inaugurado este blog denominado "Canción de la Vida Profunda" (como un famoso poema de Porfirio Barba Jacob.